30 años del primer disco de los Stone Roses

The Stone Roses

The Stone Roses

Silvertone (1989)

Localízalo en la Biblioteca

 

“El pasado fue tuyo, pero el futuro es mío”, reza una de las líneas de “She bangs the drums”, una de las canciones incluidas en el debut de los Stone Roses lanzado en mayo de 1989. Esa frase con aroma a declaración, marcaba la pretensión del disco por marcar un camino. Y aunque la carrera del conjunto se acabó tras sacar un poco inspirado segundo trabajo (Second Coming), ese primer largaduración fue suficiente para entrar en la historia. No en vano, en una encuesta de The Observer Music, de 2004, los lectores lo eligieron como el mejor LP británico de la historia, superando a Revolver, de The Beatles, y London Calling de The Clash.

Felipe Retamal

 

The Stone Roses – She bangs the drums

 

Transcurrían los años finales de la década de los 80 y Manchester era un hervidero musical. En la patria chica de New Order o The Smiths surgía un variopinto conjunto de bandas emergentes que más adelante serían englobadas bajo la etiqueta de Madchester. Esta nueva corriente proponía un sonido que se inspiraba en la psicodelia sesentera y cuya aportación era dotar de ritmos bailables al rock alternativo de la época. Eran tiempos dominados por el techno y el acid house, la cultura rave, la música de club en lugares emblemáticos como la mítica sala The Haçienda, y todo ello engrandecido por el éxtasis que circulaba con asiduidad. El asunto era seguir haciendo rock, pero que se pudiese bailar.

The Stone Roses – Made of stone

 

Bandas como Happy Mondays, James, The Charlatans, Inspiral Carpets o The Stone Roses, los más brillantes y prometedores en ese momento. Guiados por el carismático Ian Brown y el guitarrista John Squire fueron adquiriendo cierta notoriedad a través de sus conciertos, hasta que publicaron su primer disco homónimo en mayo de 1989. Éxito de crítica y público, se generaron unas tremendas espectativas que nunca llegaron a cumplirse. Los miembros del grupo tenían discusiones habitualmente y problemas con la discográfica provocaron que su segundo trabajo no saliese hasta 1994. Cuando esto ocurrió, su momento había pasado.

 

The Stone Roses

 

Eran mediados de los 90 y en Manchester reinaba Oasis. Los Stone Roses se habían desvanecido, aunque las bandas dominantes del Britpop de la época (los propios Oasis, Blur, Suede o The Verve) eran deudoras y en parte una evolución del sonido que los Stone Roses imprimieron en su primer álbum. Sin duda, un discazo imprescindible.

 

The Stone Roses – This is the one

 

«Somos el grupo más importante del mundo, porque tenemos las mejores canciones y aún no hemos empezado a mostrar nuestro potencial.»

Ian Brown

Pues nada, ahí queda eso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *