Adiós a Aretha Franklin, la Reina del Soul

Aretha Franklin

 

“Nadie llegó hasta donde llegaba Aretha Franklin. La pureza de su canto, esa vibración con el corazón desparramado como galopando entre estrellas, empujaba a alcanzar la luna, a soñar despiertos, a vivir en otra dimensión. En su clímax, parecía que se abriesen las puertas del cielo, cuando simplemente se curaban todas las heridas. Era única. Era Aretha Franklin, la voz del alma.”

Fernando Navarro (El País)

 

Aretha Franklin – Think

 

Hace ya bastantes años solía frecuentar un local en la zona de Huertas (el actual Barrio de las Letras) que se llamaba Anvic (en honor a sus dueñas, Ángeles y Victoria). En la mayoría de bares y pubs se escuchaban ritmos ochenteros, pop-rock comercial y bailable de la época, además de las nuevas corrientes hegemónicas de música electrónica y britpop. Pero el Anvic era un pequeño templo de los 60 y, sobre todo, el soul. Allí aprendí a querer esta música del alma, mientras disfrutaba con las voces de Otis Redding, Carla Thomas, Jackie Wilson, Smokey Robinson, Wilson Pickett, The Supremes y tantos otros. Y allí nunca podía faltar Aretha. En cuanto sonaba alguno de sus himnos (Think, Chain of fools, Respect…) sabías que algo especial estaba sucediendo. Esa voz inigualable, ese poderío, esa pasión. La Reina.

Sigue leyendo

Hoy es el turno de Al Green

Al Green

 

  • Porque aprovechamos que es su cumpleaños, le caen 72 primaveras.
  • Porque es un artista imprescindible del soul de los 70.
  • Porque su música busca la inspiración en Jackie Wilson, Sam Cooke, Wilson Pickett o James Brown, no son malas influencias.
  • Porque, además de un buen compositor, siempre le recordaremos por una voz tremendamente sugerente y expresiva.
  • Porque a mediados de los 70 tuvo una profunda conversión religiosa, ingresando como reverendo en la Iglesia Pentecostal. Desde entonces su creación artística se orientó hacia el gospel.
  • Porque es un músico respetado y reconocido, incluido en 1995 en el Rock&Roll Hall of Fame y en 2004 en el Gospel Hall of Fame, además de otros premios y distinciones.
  • Porque nunca me canso de escuchar Let’s stay together.

 

Al Green – Let’s stay together

Sigue leyendo