30 años de “Graceland”

Paul Simon - Graceland

Paul Simon

Graceland

Warner (1986)

Localízalo en la Biblioteca

 

“Graceland was never just a collection of songs, after all; it was a bridge between cultures, genres and continents, not to mention a global launching pad for the musicians whose popularity been suppressed  South Africa’s white-run apartheid rule.”

Andrew Leahey (American Songwriter)

Paul Simon – Graceland

Se cumplen 30 años de la publicación de Graceland, un disco especial que con el tiempo se ha convertido en uno de los referentes musicales de la década de los 80. Es el séptimo álbum de estudio de Paul Simon, que por entonces atravesaba un período de decadencia, y supuso un tremendo éxito de ventas y un renacer para el artista. Junto a la calidad de las composiciones, nos permitió descubrir que en África, en concreto en Sudáfrica, también sabían hacer música, y además buena música.

Paul Simon

Paul Simon

 

Graceland es un puente cultural entre África y Occidente, y nos demuestra que la música es un lenguaje universal que no entiende de idiomas ni colores ni latitudes. Ahora estamos muy acostumbrados al término “fusión”, a la mezcla de los estilos más variopintos, pero en aquellos años fue una agradable sorpresa que Simon nos brindara un disco de pop-rock con toques de ritmos africanos, como el mbaqanga, la música popular que se hacía en Soweto.

 

Paul Simon – The boy in the bubble

 

El disco tiene mucho de deuda con artistas pioneros como Johnny Clegg y Juluka, y sirvió de inspiración para trabajos posteriores de otros como Peter Gabriel o Talking Heads. Al éxito comercial y de crítica sumó una larga lista de premios y reconocimientos, entre ellos el Grammy al mejor Álbum del año. Una joya llena de vitalidad y eclecticismo que no te puedes perder.

 

Paul Simon – You can call me Al

 

Además de Graceland, en la Biblioteca encontrarás Surprise, otro disco de Simon en solitario. Y si te invade la nostalgia, también puedes acudir a alguno de sus trabajos con Garfunkel, como Bridge over troubled water o The sounds of silence. Dos clasicazos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *