Theremin: no lo sabes pero lo has escuchado en el cine negro y de ciencia ficción

sheldon

 

¿Qué es un theremin? Para empezar se trata del apellido de un importante músico y científico ruso: Leon Theremin. El theremin (que nació realmente con el nombre de eterófono) es un instrumento musical creado en 1919 que pasa por ser el padre de los instrumentos electrónicos y cuya principal característica es que el músico en ningún momento tiene contacto físico con el instrumento.

No toca hoy hablar de ello, pero te invitamos a investigar acerca de la figura de Leon Theremin y sus avatares como espía, inventor de la primera caja de ritmos o de dispositivos de vigilancia en Estados Unidos y en Rusia.

¿Qué tal verlo en acción en un vídeo?

El Theremin en el cine negro y de ciencia ficción

Durante los años 40 y 50 el sonido del theremin se convirtió en un elemento muy presente en las bandas sonoras de las películas de género,uso muy alejado del orquestal y clásico que le había dado antes la intérprete Clara Rockmore, auténtica leyenda del theremin.

Su sonido poco terrenal lo hacía perfecto para ambientar películas de ciencia ficción, y sus tesituras, algo estridentes e intensas, lo introdujeron en el cine negro a fin de acompañar los vaivenes emocionales de los personajes.

Aunque el compositor ruso Dimitri Shostakovich ya lo había empleado en 1930 en la película Odna, fueron Alfred Hitchcock y el compositor Miklós Rózsa quienes lo introdujeron en Hollywood y en el cine negro con Recuerda (1945). El inconfundible sonido del instrumento aparecía cuando los pensamientos obsesivos se adueñaban de la voluntad del personaje interpretado por Gregory Peck.

Otro uso notable del theremin en una película de corte negro durante aquellos años se produjo ese mismo año, cuando Billy Willder aderezó los momentos de alcoholismo del personaje de Ray Milland en la inolvidable Días sin huella. Se trata de un drama, pero construido con los mimbres del cine negro. La culpa, de nuevo, fue del compositor Miklos Rozsa.

Pero seguramente es en la ciencia ficción donde el theremin se convirtió en el instrumento clásico que es hoy, y la BSO de Ultimatum a la tierra (Robert Wise, 1951)- compuesta por Bernard Herrmann-, donde más reconocible es su sonido. En otras películas de la ciencia ficción más clásica también sirvió de aderezo sonoro, como por ejemplo en Vinieron del espacio (1953).

Aunque estos son los años mágicos del theremin en el cine (en el pop rock nunca dejó de tener apariciones esporádicas), en las últimas décadas ha sido utilizado de nuevo en el cine de ciencia ficción o de animación (es el caso de Ed Wood, Existenz o Mars Attacks).

En 1994 un documental sobre la vida de Leon Theremin (Theremin: An Electronic Odyssey) volvió a traer el mágico artilugio a la actualidad, y precisamente en estos días una pequeña exposición sobre inventor e invento puede ser vista en el Espacio Fundación Telefónica, donde los visitantes ¡podrán no-tocar un theremin!

*Bonus track: en la Universidad hay una asociación de alumnos, UC3Music, que trabaja sobre la tecnología al servicio de la música, y de alguna manera recoge el espíritu de Leon Theremin. Valga como ejemplo este theremin resistivo construido por ellos mismos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *